FELIZ NAVIDAD 2015

lunes, 17 de enero de 2011

CARTA A MI MADRE

Hoy no es un dia especial que me la haga recordar aún más, es lo que pasa cuando está el amor por medio no se precisan dias señalados, es el amor de hijo hacia su madre, el mio hacia la mia. Hoy como siempre la recuerdo, todavia no hace un año de su perdida y quiero poner aqui este video y el poema que le hice aún en vida, solo que ella no era consciente cuando se lo leía, recitaba o digamos mas bien la verdad se lo lloraba siendo ella una vegetal, creedme el alzhéimer es muy duro de soportar.



CARTA A MI MADRE

No existen palabras ni carta que pueda expresar lo que es una madre, ese ser tan especial, esa mujer que todo lo dá que jamás renunciará, esa maternidad que hace de la mujer el ser más celestial que en la vida de pueda haber, no , no hay carta que la pueda abarcar, ni poema ni verso que la pueda mas elevar que la sonrisa de un hijo cuando la besa y la cuida, cuando ella no puede mas.

Aunque de ti me separó
el alzhéimer,
no dejo ni un instante
de quererte

Desde el aciago
día en que te perdiste
ha quedado mi alma
sola y triste.

Sigues siendo 
sangre y esencia 
de mi vida
porque te llevo
al corazón prendida.

Clamo a Dios por ti
recuerdo tu dulce sonrisa
tus limpias emociones
y percibo tus santas
bendiciones.

Madre, que sin querer
me abandonaste
y sin un adiós
te separaste

No cesará mi mente
de pensarte y quererte 
ni el corazón herido
de extrañarte y amarte

Por alcanzarte,
vago con mis versos
por el inmenso azul
del  eterno universo
por ir donde estás tu.

Si, vago por los vientos
de todos los caminos.
Por los fugaces astros
que pasan sin destino.

Por la nocturna luz
de una estrella azul.
Por las eternas luces 
de las bellas noches 

Por oscuras y tristes
madrugadas,
por bellas y radiantes
alboradas.

Por todas partes buscando
tú presencia y esencia,
para aliviar mi pena
por tu ausencia.

Aunque estas presente,
tu alma de tu ser
esta ausente

Ni aún mi nombre sabes,
tu que me lo pusiste,
y aunque no me hables
sé que sigo como hijo teniendo,
pues  percibo y siento
que me estas queriendo,
de tu corazón las llaves

Por eso me desvelo,
lucho, sueño y peleo
cada noche y cada día
en una guerra sin freno
aún sabiendo que está perdida

Todo por encontrarte a ti,
aunque fuera un instante
darte un beso y abrazarte
y decirte al fin “Madre querida”

Bello ha de ser y luminoso el día
en que por fin te encuentre,
aunque sea mas allá de esta vida
cuando hallamos vencido a la muerte

Y te pueda sentir y decir:
querida madre mia:

GRACIAS POR DARME LA VIDA

AZULPLATA

Safe Creative #1106019353386