FELIZ NAVIDAD 2015

sábado, 15 de enero de 2011

EL AGUILA Y EL POETA

Inspirado en el poema y video mio, titulado "Un Suspiro Clavado en el Azul del cielo". La Poeta chilena Matty Canales me envió un poema nacido del mismo al que me sugirió añadír yo otro, naciendo este bello poema a duo, esta bella historia, esta caricia de letras, en un precioso Dueto - Poema para mi uno de los más bellos por no decir el que más en los que he participado y que quiero compartirlo en este lugar. Con todo mi cariño y admiración a esta Poeta y sobre todo amiga, con mis respetos y consideración, Gracias!!


EL AGUILA Y EL POETA

Matty Canales- Azulplata



Lanzas un suspiro al aire
y un águila lo atrapa
antes que se clave en el cielo azul,
y abrazándolo con infinita ternura
lo esconde entre sus brillantes plumas,
sin estar segura del porque...



El águila no escribe poesías
pero siente,vibra y ama,
también sabe de felicidad y amor
cuando alimenta a sus polluelos,
y... cuando vuela en libertad y desde lejos
divisa al hombre que ama.



Y gruesas lágrimas se deslizan despacito
por el sentimiento que le atormenta
al saberlo tan lejano e imposible.


Amar a un humano es... inconcebible.

En otra vida ella era una mujer
y su andar fue muy sacrificado
solitaria y sin amor...


A Dios le rogó, transformarla en algo alado
más nunca sospechó que desde el cielo azulado
divisaría al dueño de su corazón.



Extraño es el destino, que nunca los juntó
y que no permitirá que el poeta sepa
que entre sus cansadas plumas
atesora y guarda con celo
un perfumado suspiro, que llegó desde la tierra...
hasta el cielo azul...


 
(Matty Canales) Poema inédito




Alzo lentamente la mirada perdida,
como quién siente dentro las heridas
mirando a lo alto pues no hay salida,
busco un suspiro que dejé, allá clavado
si clavado en el intenso azul del cielo.



Es ese suspiro lo único que me alivia,
me detengo, observo, escucho y siento
una presencia, una caricia, una mirada
allá a lo alto la veo abrazada al silencio,
engalanada con sus eternas alas de plata,
está ella, es ella, la tantas veces soñada.



Bien sabe dios que siempre la he llevado
grabada a fuego en lo hondo de mi ser,
ella, solo ella es la compañera de mi alma,
aguilas reales ambas, solitarias y lejanas.



Ella jamás sabrá que éste de acá abajo,
pequeño y simple, hombre y ser humano
necesita de ella, de su vuelo y de su garra,
ironías del destino que su capricho es camino.



Aguila mía de corazón cansada, yo te lo digo:
ese suspiro que en el azul del cielo se clavaba
era mi alivio, hoy es mi camino y será mi destino,
estar junto a tus alas aun estando desplumadas,
no lo decido yo, ni tú...tan sólo el amor, el Azul...

 

(AZULPLATA)